Mi viaje a Roma (Vol. 1)

domingo, septiembre 14, 2014


¡Hola a todos! Como bien os comentaba, he querido seccionar mi viaje a Roma para explicaros varias cosas. No me quería centrar únicamente en qué ver allí sino también hablaros de algunas recomendaciones y consejos que anoté durante toda mi experiencia. Como bien digo, todo lo que iréis viendo en los posts sobre mi viaje a Roma, no son más que datos basados en mi experiencia allí, siempre podéis indagar más. Por ahora, hablemos del hotel, del vuelo, de las zonas y demás. ¿Os quedáis a verlo?...

El vuelo y la llegada a Roma
Ya sabéis que existen compañías aéreas para viajar a diversos lugares de toda Europa. Entre ellas, las más solicitadas tipo lowcost suelen ser Vueling o Ryanair. Nosotros fuimos a Roma con Ryanair por unos 90€ aproximadamente (dos personas, ida y vuelta), ¿porqué? en ese momento era más económico que Vueling. Así que, si aún no tenéis vuestro billete, lo primero de todo es comparar precios (que cosa más lógica acabo de decir ¿verdad?). 

Nuestro vuelo fue de Barcelona (Aeropuerto del Prat) hasta Fiumicino (Roma) y duró aproximadamente una hora y media. Allí podéis ir en tren, taxi o autobús hasta el centro de Roma. Nosotros ya compramos con antelación las entradas para ir en autocar hasta el centro. Si os interesa, es la compañía Terravision y no tuvimos ningún problema. Costó unos 8€ por persona la ida a Roma y la vuelta para el aeropuerto (vamos 4€ cada billete). Coger este tipo de transporte para moverte del aeropuerto a la ciudad creo que es de lo mejor que podéis hacer (y económico). Este autocar te deja en Termini (estación de Roma donde salen trenes, más autobuses y el metro). 

El hotel, ubicación y reserva
Para reservar el hotel, nosotros lo hicimos con bastantes meses de antelación (igual que el vuelo) y a través de un buscador on line. En este caso, fue a través de Booking donde encontramos la oferta de un hotel de 3 estrellas con 5 noches y desayuno incluido por 378€ (dos personas). Se trata del Hotel Sonya, os dejo el link de Booking aquí, y está cerca de la estación de Termini, con lo que conectado perfectamente para transportarnos por la ciudad. El desayuno era buffet libre, con más o menos lo mismo cada día (no variaba mucho). La verdad es que nos sorprendió porque todo el personal del hotel era muy educado, nos llevaron las maletas hasta la habitación, nos enseñaron la habitación, nos invitaron a desayunar el mismo día que llegamos (que no estaba incluido), quedamos muy agradecidos y satisfechos, con lo que os recomiendo el hotel. 

Algo que os quería comentar si tenéis pensado ir a Roma es que la zona de Termini (la estación) está repleta de hoteles como el que estuvimos y a precios económicos, a parte de la buena conexión a la estación para visitar luego Roma. Lo único que os aconsejo es que os informéis bien sobre la zona de Termini a la que vayáis, ya que, no sé si lo habéis leído en algunas guías turísticas de Roma o en foros, Termini se caracteriza también (en según que zonas) por ser una zona "peligrosa" en el sentido de que hay bastantes vagabundos, turistas, por lo que también algún carterista. La verdad es que íbamos algo preocupados sabiendo esto, pero la zona del norte de Termini aún es aconsejable. Estuvimos muy cómodos, sin problemas ni alteraciones en nuestra estancia, muy cerca del metro, autobuses y trenes, la vuelta al hotel se hacía muy llevadera. La verdad es que sí que hay bastante turista y muchos vagabundos (por toda Roma en sí, vaya), por lo que por la noche tampoco era una zona solitaria y había muchísimos restaurantes donde se podía comer estupendamente. 

En cuanto al transporte público, nosotros nos movimos en metro y autobuses por Roma. El autobús, aunque parezca mentira, no pagamos... nadie paga allí en Roma (eso no quita que te puedan multar si hay revisores, en nuestro caso no nos los cruzamos nunca). En cuanto al metro, el billete sencillo son 1,50€ por persona, pero podéis coger por 6€ cada uno un billete con viajes ilimitados durante todo un día (para bus, metro y tranvía). No compramos la Roma Pass (un tipo de billete que sirve para transporte y entrada para algunos museos y/o monumentos), así que no os puedo hablar de ella.

En fin, como consejo final ya sabéis que siempre encontraréis el mejor precio comparando mucho, buscando varias ofertas y sobretodo cogiendo las reservas con mucha antelación (si os es posible). Espero que os haya servido este primer post sobre Roma y que lo aprovechéis. Nos vemos en el próximo, ¡gracias por leer!.

No hay comentarios:

Con la tecnología de Blogger.